Hace siglos viajar era una mera necesidad, pensar en conocer destinos por puro placer no era una idea común, pero con el tiempo todo cambia y es así como el hecho de recorrer el mundo sigue siendo una necesidad pero esta vez de placer.

Todas las personas al menos una vez al año planean un viaje sea muy cerca de su lugar de residencia o atravesando fronteras para adentrarse en nuevos paisajes, idiomas y culturas.

En vista del crecimiento de esta área nace el Marketing Turístico, una disciplina que mediante múltiples herramientas se encarga de volver aún más atractivos los destinos turísticos encargándose a su vez de ofrecer a los usuarios paquetes que les sean más fáciles, económicos y prácticos a la hora de emprender sus aventuras.

Marketing Digital.

Por su parte el marketing digital ha sido unas de las disciplinas que mejor ha logrado fusionarse con este tipo de actividad, ya que es tendencia encontrar numerosas páginas web y redes sociales destinadas a la venta de pasajes, alojamiento en hoteles, paquetes de viajes, etc.

No olvidemos que más del 70% del consumo por internet se hace a través de dispositivos inteligentes, lo que quiere decir que si las marcas entienden esta tendencia y la convierten en su aliado encontramos portales bastantes amigables, con diseño responsive que te permiten conocer todos los destinos y servicios que te puede ofrecer una marca, en muchos inclusos (y es el que más se recomienda) puedes hacer los pagos por las mismas plataformas online.

Inteligencia Artificial.

Ha sido tanto el auge del marketing turístico que incluso como en otras áreas, ya se aplica la inteligencia artificial para captar a más clientes, existen algoritmos que basado en las búsquedas de los usuarios posteriormente le muestran publicidad e imágenes de los destinos deseables.

Es decir una vez que el consumidor busca en Google imágenes de Cancún, posteriormente ira apareciendo en sus redes sociales e ingresos a páginas web, publicidades turísticas relacionadas con el destino. Esto aún no es aplicado por todas las marcas, pero si hay quienes comienzan a ser pioneras en esta técnica.

Buyer Persona.

Si en todas las marcas recomendamos que se debe establecer el prototipo de cliente ideal basado en la segmentación del público, con el Marketing de Turismo diseñar el Buyer Persona es más que fundamental.

Son miles las opciones de destinos que existen, de alojamientos, transporte, etc. Por lo que se vuelve esencial categorizar al público lo más individual y personalizado posible, ya que es en base a esto que podrás diseñar los paquetes de viajes adaptados a sus necesidades u ofrecer una atención en base a estas preferencias.

Cross Selling.

Anteriormente hemos definido Cross Selling como una técnica de marketing que permite ofrecerle a los consumidores más productos o servicios que complementen lo que está adquiriendo en principio.

En el marketing de turismo es una técnica súper idónea, puesto que el consumidor puede solicitarte solo un vuelo, pero tú como marca tienes casi el deber de ir ofreciéndoles más servicios que mejoren la experiencia del consumidor. Abriéndole un abanico de posibilidades para promocionar lugar de alojamiento, seguro, transporte etc.

Está comprobado que en mucho casos el usuario termina adquiriendo más de lo que pensó en principio, aumentando su fidelidad y ganancias para la marca.

Sea por necesidad o por placer, viajar se está convirtiendo en una tendencia a nivel mundial y como siempre el Marketing puede sacar provecho de ello y mejorar la experiencia pensando en el beneficio de ambas partes dándole crecimiento a una industria cada vez más atractiva.

Share via
web stats