Nos guste o no todo gira en torno al marketing, incluso nosotros mismos.

Como figuras importantes de una sociedad cada vez más exigente relacionarse y adaptarse al entorno es una necesidad imperante, pero racionalizando que vives en una población en promedio de 7550 millones de personas a nivel mundial, ser tan igual al resto no hare que destaques.

Es por esto que como individuo debes buscar esas cualidades que te diferencian de la inmensa mayoría y esto sin duda influirá positivamente en todos los ámbitos de tu vida: personales, familiares, laborales, etc.

Marketing personal es simplemente lo que define gran parte de esta idea, entendiéndolo como el conjunto de estrategias de ventas y/o promoción de tu propia imagen, destacando las mejores cualidades y características que te diferencien del resto para obtener un mejor posicionamiento en la vida personal y laboral.

Desde tu apariencia física hasta la esencia que como persona quieres representar todas los aspectos de tu YO interno y externo se trabajan muy bien en una estrategia de marketing personal, velando muy bien por lo que quieres mostrar a quienes te rodean.

Empieza con el Marketing Personal.

Como profesional en una indistinta área de seguro lees esto y dices: “Es momento de comenzar a trabajar en mi imagen”, pero surge la gran pregunta ¿Cómo? Porque como bien comentamos no se trata solo de estar bien presentado físicamente, esta tarea requerirá un conjunto de simples pasos para empezar a destacar y que a que tu círculo cercano comience a notar la diferencia. Parte de estos actos pueden ser:

Redes sociales.

Las redes sociales son excelentes plataforma gratuitas para darte a conocer como un profesional, crea una estrategia de contenidos tal como si fueras una marca, y es que de hecho así es como tienes que empezar a verte. Y comienza a publicar en tus redes contenido enriquecedor, que muestre ese perfil por el que quieres que el mundo empiece a reconocerte.

Y aléjate de todo ese contenido basura que poco ofrece a los demás y por el que podría dejar de seguirte, desde ahora cada publicación debe ser en cierta medida bien pensada, pero siempre variada.

LinkedIn.

También es una red social, pero más destinada al trabajo y aunque esto es totalmente cierto no solo debe verse como una plataforma para buscar empleo. Bien puedes allí construir todo tu perfil profesional de manera metódica y destacada pero aun sin estar en búsqueda de una oportunidad laboral también puedes encontrar amistades que generen conexiones que en futuro sirvan para establecer importantes relaciones.

Activate.

Debes comenzar a ser potencialmente activo en el área en la que te desenvuelves, esto quiere decir asistir a todo tipo de eventos, charlas, cursos, activaciones, etc. Que sean de tu interés; de esta manera además de divertirte y adquirir conocimientos estarás conociendo a nuevas personas que comparten tus mismos intereses y con los que probablemente puedas establecer nexos profesionales a corto, mediano o largo plazo.

Especialización.

Todas las carreras universitarias ofrecen un sinfín de caminos a la hora de comenzar a ejercer, bien un mercadólogo puede escoger entre varias opciones y aun cuando todos comparten la misma carrera manejar tópicos totalmente diferentes.

Por ello lo más recomendable es especializarte en aquello que despierta la pasión en ti, de esta forma enfocaras tus conocimientos y energías a un campo determinado, ampliando las posibilidades de ser el mejor en tu área.

Un poco de todo.

Hablamos de la especialización como la mejor forma de destacar en tu área y esto es totalmente cierta, pero lo también verdadero es que aun siendo un especialista debes conocer un poco de todo no solo de tu carrera sino del entorno de tu trabajo. De esta manera no te limitaras a conversar solo con tus similares de área sino que tendrás el conocimiento de manera general de distintas áreas que están en conexión con tus intereses.

No idealices lo que no quieres o puedes ser, al menos por ahora, no se trata de crear el perfil del ser supremo y perfecto, sino más bien de destacar esas cualidades innatas que ya sobresalen por si solas y tener presente cuales son aquellas características que trabajando duro podrías perfeccionar.

Así que no mientas a la hora de crear tu perfil y por el contrario muéstrate cercano, autentico, original pero sobre todo sincero, siendo así te garantizamos que el Marketing Personal será un excelente aliado a la hora de mejorar tus oportunidades.

Artículos que te pueden interesar:

Haz crecer tu red profesional con el Networking.

web stats