Un mercadologo es el profesional capaz de crear estrategias de comercialización aplicando sus conocimientos en distintas áreas con la finalidad de promocionar una marca de la forma más eficaz.

Bajo este concepto se puede decir que el profesional de la mercadotecnia debe ser creativo para poder desarrollar siempre cosas nuevas e implementarlas de manera exitosa.

Un mercadologo ira puliendo sus habilidades a través de la experiencia lo que también le permitirá evitar los errores y las situaciones adversas, y junto a esto irá desarrollando un método de trabajo particular, pero también existen una serie de buenas prácticas que aplicándolas le permitirán tener mejores resultados en sus estrategias de mercadotecnia.

Es por esto que a continuación te presentamos 6 de las mejores prácticas que un mercadólogo debe aplicar en sus estrategias:

1- Se centrará en promover la marca más que el producto.

Las estrategias que se planteen para la marca deben estar basadas en promoverla para que sea conocida, con esto queremos decir que no siempre es bueno basar la publicidad alrededor de promociones, ya que esto ocasiona la llamada “compra condicionada” (compro solo si hay promoción), restándole valor a la marca y disminuyendo la lealtad de los clientes.

El balance entre promociones del producto y la publicidad de la marca es fundamental para lograr que la marca sea reconocida.

2- Tomará decisiones que implican riesgos.

Para lograr sobresalir entre el mar de marcas que en la actualidad existe y que día a día surgen en el mercado, es importante que el mercadólogo proponga en más de una ocasión tomar alguna decisión arriesgada, aunque durante el proceso ocurran fallas. Como dicen en mercadotecnia “Se falla hasta que se acierta”.

3- Esperará a que la competencia comience a copiar.

Un golpe de marketing es simple y sus ventajas son evidentes a simple vista, bajar los precios, hacer promociones especiales o concursos para regalar cosas provocan que los usuarios centren su atención en la marca durante un tiempo, pero esta estrategia solo debe ser aplicada una vez que se ha notado que la competencia está copiando nuestras acciones.

4- No tendrá miedo en salir al campo.

Un buen mercadólogo se va construyendo con la experiencia adquirida y esta no solo debe estar detrás de un escritorio, es importante que salga al campo y que no le tenga miedo a las ventas ya que una buena combinación es un mercadólogo-vendedor.

5- Sus estrategias incluirán mucha retención de clientes.

Un cliente fiel es mucho más importante que un cliente nuevo, en términos científicos y numéricos para la marca es mucho más rentable un cliente existente a través del tiempo. Siendo así sus estrategias comenzarán con la adquisición de clientes, pero siempre haciendo hincapié en retenerlos el mayor tiempo posible.

6- Sabrá dominar los márgenes brutos y la contabilidad.

Parte del trabajo de un mercadologo  es tener presente los costos de producción y precios de venta de los productos y como tal debe saber dominar los márgenes brutos y la contabilidad para poder calcularlos de una forma eficaz. Esto prevendrá que la marca se venga abajo por creer que puede producir un producto a menor costo y venderlos a precios muy bajos.

Estas son parte de las buenas prácticas que un profesional de la mercadotecnia debe tener presente cuando está en medio del planteamiento de una estrategia para impulsar una marca y junto a la experiencia con el pasar del tiempo logrará darle un impulso sustancial a la misma durante su aplicación.

web stats