A principios del 2020 hablábamos que este sería el año del ecommerce y la inversión publicitaria en todos sus medios, los años anteriores nos habían mostrado el crecimiento de esta industria y los excelentes beneficios que estaban trayendo para las marcas, por lo que era muy predecible anteponer que el último año de la década sería el más exitoso para profesionales del marketing, publicidad y para las mismas marcas.

Pero tan solo un par de meses después todo cambió, el Covid-19 una enfermedad originaria de china que por estos días no necesita mayor explicación, solo que como también se sabe pobló el mundo para ponernos de cabeza y cambiar las posibles predicciones que se podían tener.

Dentro de ellas se incluye todo respecto al mercadeo y la publicidad, un sector bastante golpeado, pero no completamente hundido, que gracias a algunas herramientas sobre todo de índole web ha podido mantenerse a flote en la actualidad.

700.000 millones de dólares era lo que se estimaba en un comienzo, esto mostraría un aumento de al menos 7% con respecto al 2019, sin embargo estas métricas se quedaron cortas cuando en marzo paulatinamente los países del mundo comenzaron a decretar aislamiento social, cuarentena e incluso toques de queda, por supuesto esto no podía dejar de traer grandes estragos a lo que en su comienzo los expertos indicaron que este índice se frenaría en al menos unos 10.000 millones, pero al parecer también se quedaron cortos y en países como España ya se refleja un 20% menos de inversión publicitaria.

Pero ahora hay quienes afirman, y al parecer son quienes están más cerca de la verdad, aunque sinceramente nadie pueda estar 100% seguro de ello, que este fondo económico puede cambiar considerablemente según los distintos sectores industriales, es decir los más básicos y necesarios (Categorizados dentro de la pirámide de Maslow) ya actualmente cuentan con gran popularidad, ya sea por propia convicción de los usuarios o por una pequeña inversión que los ha catapultado aún más dentro del mercado en momentos de crisis, finalizada esta cuarentena le seguirán de cerca otros rubros como educación y todos sus productos relacionados, calzado y moda que siguen siendo una necesidad aunque en más baja escala y por ultimo quienes más reflejarán una baja inversión de publicidad serán aquellas industrias relacionadas con el lujo o deseos adicionales representados en autos nuevos, viajes, hotelería, etc.

Esto no es una fórmula exacta, pero usando un poco la lógica y el análisis de comportamiento que han tenido los usuarios en oportunidades pasadas todo indica que podría ser lo que suceda, aunque el país y su evolución o involución económica incidirán directamente sobre estas estadísticas.

Migración de publicidad.

La publicidad exterior aun en tiempos digitales tiene gran éxito sobre las marcas y el mensaje que le brindan a los consumidores, las ciudades más cosmopolitan del mundo son escenarios perfectos de increíbles mensajes publicitarios de marcas reconocidas e incluso de algunas otras que sin tanta fama, buscan un espacio dentro del mercado.

Pero justo ahora la situación es distinta, la cuarentena obliga a las personas a estar en sus casas el mayor tiempo posibles para con ello resguardar su salud y la de sus familiares, evitando contagiarse con el Coronavirus, es decir las calles están vacías y todos los adornos en vayas, postes, carteles y demás medios está quedando sin ninguna visualización, por lo que decidir invertir en esta forma de publicidad sería una decisión bastante inoportuna.

Esto solo deja un camino: Migrar ¿A dónde? A los canales digitales claro está, esto es fácil para muchas marcas que siempre tomaron la sabia decisión de tener presencia en muchas plataformas, adaptándose a sus nichos de mercado y con ello viralizando el poder de la marca. Pero por otro lado estaban aquellas que por distintas razones aún se mostraban tímidas a probar nuevas experiencias y preferían quedarse en lo clásico, aun cuando una valla publicitaria estuviera llena de explosión creativa.

Sobre todo para estas últimas es necesario cambiar y comenzar a probar nuevos territorios, en especial si lo que comercializan tiene oportunidad en estos momentos de cuarentena; pero además así su producto no sea estrictamente necesario, ahora de igual forma deben empezar a considerarlo, puesto que una vez volvamos a la normalidad, o a lo que nosotros llamaríamos la nueva normalidad el hábito del consumidor habrá cambiado y con ello el tipo de contenido de consumen, no es que quedarán renegadas en lo absoluto las publicidades OHH pero sin duda habrá también que tener presencia digital, y sino que te lo diga el auge del ecommerce en tiempos de Coronavirus.

En conclusión ¡Sí! La inversión publicitaria está registrando una caída y probablemente lo seguirá haciendo unos meses más aunque no en su totalidad y todo gracias a las plataformas digitales que aún le dan solvencia a este sector y que seguramente seguirán siendo el salvavidas por lo que resta de 2020.

En tiempos de crisis, si estas interesado en una asesoría GRATUITA para tus estrategias de marketing y asociaciones comerciales. Solo debes escribirnos al

Whatsapp +52 1 477 139 7313

LEM. Jaime Pérez

web stats
Copy link